Baúl de letras

Porque siempre tendrán algo que decirnos

Archivo para marzo 25, 2008

Caracola vacía

En sus paredes de nácar, el viento afina su voz

y también en ella el mar entra y graba el silencio

de su profundidad.

Aquel que la pone en su oído, escucha los pasos

cansados del tiempo, la caída de una lágrima,

rompiéndose contra el alma, una breve carcajada y

un largo suspiro.

También aquel que la pone en su oído,

escucha la voz afinada del viento y el

silencio de la profundidad del mar.

Anuncios